Tengo que trabajar ¿Quién cuida a mi hijo?

29 de diciembre de 2008 por

mujer_bebeUn bebé necesita atención constante, por eso cuando llega el nuevo miembro de la familia los padres se ven obligados a organizarse en función de sus horarios y sus necesidades.

En la mayoría de los casos la situación plantea cuatro opciones posibles: Que uno de los padres lo cuide, que los abuelos lo cuiden, ir a la guardería o buscar canguro. Escoger alguna de las alternativas a veces se convierte en un dolor de cabeza.

Que uno de los padres lo cuide

Generalmente esta opción se descarta porque después de la baja por maternidad hay que volver al trabajo. Algunas familias tienen la oportunidad de que uno de los dos padres deje de trabajar para dedicarse al cuidado del bebé, pero en la mayoría de los casos es una alternativa económicamente improbable. Además, no es fácil dejar de lado la vida profesional, la preparación y la experiencia obtenida con los años.

Puede que los padres logren organizarse si uno de los dos trabaja con horario intensivo o que tenga jornadas laborales en las que el horario no sea estricto. En estos casos se necesita que la pareja tenga suficiente entendimiento y constancia.

Los niños con los abuelos

Normalmente se acude a los abuelos para que cuiden de los niños. Ellos son de total confianza, tienen experiencia, aman profundamente a sus nietos … en conclusión: No estarían en mejores manos. Pero no todo es bueno, delegar el cuidado a los abuelos también tiene sus inconvenientes.

Por cuidar a los nietos, los abuelos se ven obligados a cambiar su rutina o estilo de vida, tienen que distribuir el tiempo para cumplir con sus obligaciones. Se sienten directamente responsables del bienestar de los pequeños y eso les genera tensión y en algunos casos estrés, sobre todo si los nietos son hiperactivos.

Acudir a la guardería

La guardería puede ser una buena opción. El único inconveniente es escoger la guardería que se acomode a nuestras espectativas y que nos de confianza para dejar al bebé. Para eso se debe tratar de consultar todos los recursos posibles para obtener información de una u otra guardería.

Revisar en internet las guarderías de la zona, saber los servicios que ofrecen, revisar los comentarios, acudir al sitio y preguntar a otros sobre el servicio, son algunos de los pasos a tener en cuenta para decidirse por una guardería. No hay que olvidar que lo más recomendable es escoger una guardería que esté cerca a casa o al lugar de trabajo.

Buscar canguro

Las canguros pueden convertirse en una gran ayuda siempre y cuando se establezcan unos requisitos mínimos para escogerla, de lo contrario puede terminar siendo un dolor de cabeza. La persona que cuide a los niños debe tener experiencia y referencias demostrables. Aquí te damos algunos consejos para elegir canguro o niñera.

Temas: Cuidadores, Educación infantil, Guarderías, Maternidad, Paternidad, Ser padres

Comentarios Este artículo no tiene comentarios
Deja un comentario

* Estos campos son obligatorios

Al apretar el botón "Enviar" aceptas las condiciones legales de paraBebes y clubParenting.